script

CONSIGUE AQUI TUS ENTRADAS SIN COLAS...

Crítica: "El hombre que diseñó España", por Paco España

¿Sabe quién es José María Cruz Novillo? Probablemente sí lo sepa y también sepa la importancia creadora que tiene su figura. Sin embargo yo, en mi infinita ignorancia, desconocía a este creador y su obra a pesar de haber mirado en multitud de ocasiones sus creaciones y haberme preguntado más de una vez ¿quién habrá diseñado este cartel de cine tan curioso?, algo que pensé mirando el de la película Barrio, de Fernando León de Aranoa, cuando se estaba proyectando en el cine Capitol. Una moto acuática presidía solitaria en primer plano y en un paisaje urbano que se adivinaba muy lejano de la costa incluso del deporte que el propio aparato representaba.


El hombre que diseñó España, estrenado recientemente en Filmin, es un documental que nos muestra la vida y la obra de este carismático creador que nació en Motilla del Palancas, en Cuenca, algo que dice con gran orgullo. Muy joven viajó a New York donde se impregnó de la cultura y el conocimiento que más tarde imprimiría en todos sus trabajos. Se trata de un trabajo convencional de entrevistas a bustos parlantes relacionados con su obra, con imágenes antiguas y de archivo. Aparece su hijo, vertebrando la información, y se añaden políticos, empresarios y gente de cine. Lo que no es convencional es el propio creador, que posee un carisma descomunal, que atrae la atención en cada momento que aparece en pantalla, además de su propia obra.


José María Cruz Novillo es el responsable de imágenes de marca tan reconocibles y duraderas como el diario El Mundo, Repsol, RENFE, Endesa, Comunidad de Madrid, COPE, PSOE, UCD... pero también del diseño para la Fábrica de Moneda y Timbre de los últimos billetes que incorporaron la peseta, además de ser el encargado del diseño de todos los carteles de cine de la factoría de Elías Querejeta, incluido, claro está, el cartel para esta propia película, haciendo una variación de uno de los carteles que más orgullo le produce, el que hizo para Ana y los lobos, de Carlos Saura.


Cada vez que habla de alguno de sus emblemáticos trabajos, siempre dice, 'tuve un buen día' para calificar el buen trabajo que realizó, como si hubiera sido prácticamente casual. Tal es así que en la profesión de los diseñadores de marca se acuñó la expresión 'hay que cruznovillar esta imagen', cuando alguna no tenía la fuerza suficiente y que siempre sabía imprimir el creador conquense. El documental de Andrea G. Bermejo y Miguel Larraya termina con dos espectaculares guindas, que no pienso desvelar pero que hacen referencia a la fachada del edificio que es sede del Instituto Nacional de Estadística de Madrid y a una composición musical cuya nada breve duración superaría los tres millones de años.