script

CONSIGUE AQUI TUS ENTRADAS SIN COLAS...

Crítica: "Mamá o Papá", por Paco España

Después de ver unas seis veces el trailer de esta película en el cine, me daba la impresión de haberla visto en su integridad, porque el argumento se suponía de lo más previsible que se podía esperar. Los dos miembros de un matrimonio desgastado por unos veinte años de relación encuentran en su vida la posibilidad de realizarse profesionalmente en un país lejano, pero el inconveniente es que hay tres hijos, a los que tienen que convencer por todos los medios, para que elijan al otro cónyuge para vivir con él y así poder desarrollar esa actividad profesional, que, de otro modo, tendrían imposible. Tras haber visto su precedente, la película italiana del 2017, muy mediocre, y viendo la previsibilidad de la propuesta, mis expectativas estaban por los suelos y quizás por ello me resultó mas agradable y entretenida de lo que me esperaba: primero, porque su realización es limpia y muy correcta, y, segundo, porque sus interpretaciones muy acertadas, especialmente las de sus dos protagonistas, el mediático Paco León (Arde Madrid) y la excelente actriz donostiarra Miren Ibarguren (Arde Madrid), que es capaz de dar credibilidad a un personaje al borde del esperpento como sucede en esta película.


No se puede esperar demasiado de un argumento que, a poco que se piense, se adivina el final y que pasa por cierto conservadurismo, como diferenciar genéticamente a las madres por ser incapaces de hacer daño a su prole y, sin embargo, los padres si lo serían, o que en la película la aventura extra-conyugal corre a cargo del hombre, mientras que la mujer no llega a tenerlo porque se elije un personaje, interpretado por Berto Romero (8 apellidos catalanes), que es un verdadero estrambote, una mezcla de represión y sadismo a lo Norman Bates, pero en versión cómica. Por cierto, un actor del que me es muy difícil ver sus personajes, veo constantemente al actor, un excelente cómico al que siempre, en todos los planos veo. También la película ridiculiza al personaje de un profesor obsesionado por el lenguaje inclusivo, la paridad y la igualdad entre géneros, parodia de unos conceptos necesarios socialmente, pero que esta película ridiculiza, pero como toda creación artística, debe ser respetada, aunque no sea compartida. Ya fue el caso del propio Paco León, que en su película Kiki, el amor se hace, en la que da una visión romántica de una violación sistemática de una mujer en coma, por parte de su marido.

Una vez mas el arte debe ser respetado, por muy discutible que este sea y como, es el caso, su responsable se ha disculpado, afirmando que hoy lo trataría de una manera muy diferente. La actriz que interpretaba aquel papel, Mari Paz Sayago, aparece aquí como una muy divertida abogada. También tienen breves interpretaciones Pedro Casablanc (Viaje al cuarto de una madre) y Julián Villagrán (Operación Camarón). Su director, Dani de la Orden, es el responsable de títulos tan poco afortunados como El pregón o Hasta que la muerte nos separe, pero también de los mas inspirados Litus y, sobre todo, Loco por ella. Mamá o Papá, está mas en el primer grupo que en el segundo, pero posee suficientes virtudes para hacer que su visionado no sea una tortura para la mente ni un insulto a la inteligencia.