script

CONSIGUE AQUI TUS ENTRADAS SIN COLAS...

Crítica: "Con quien viajas", por Paco España

Las tecnologías actuales propician nuevas formas de relacionarse, de comprar, de viajar y de hacer prácticamente todas las cosas cotidianas de una manera diferente a como se hacían hace pocos años. Una de las más populares es la de viajar compartiendo coche y una de las plataformas mas conocidas para esta actividad es Bla, bla, car, en la que se comparte coche para hacer un viaje de distancia variable con varios desconocidos. La premisa está servida, en el pequeño espacio del interior de un vehículo, varias personas, en este caso cuatro, comparten varias horas, con la posibilidad de que puede intercomunicarse individualmente, sin que los demás lo sepan, a través de sus teléfonos móviles.


Una vez que se tienen los personajes y el lugar donde se desarrolla la acción, hay que crear un guion que sea interesante para tener lugar en un espacio tan reducido y, sobre todo, un ritmo adecuado con sus picos de interés en los momentos precisos para tener al espectador interesado en todo momento, pero eso no es sencillo. En el caso de Con quien viajas (que no es una pregunta sino una afirmación), nos muestra el prodigio técnico que supone observar los movimientos de cámara imposibles en el interior del habitáculo del vehículo, espacio del que prácticamente no sale en toda la película y la adaptación de los reflejos que produce la luz al cruzarse con otros coches.


En este aspecto la película está muy conseguida, pero en lo que se refiere al guion no lo está tanto. No está suficientemente trabajado como para poner en él suficientes aspectos que hagan interesante la trama, que está llevada permanentemente por los pelos, haciendo algo imperdonable que unos de los personajes salga del coche y, en un largo monólogo, explique la verdadera situación que el guion no es capaz de explicar con la propia acción de la película. En cuanto al ritmo es aún peor, haciendo que en ocasiones pueda a llegarse al tedio de una historia que da la sensación de estar estancada en la repetición de la misma situación durante largos minutos.


Con quien viajas no es película carente de valores, porque los tiene, como el aspecto técnico que ya, por si solo, puede merecer la pena su visionado. En cuanto a la interpretación nos encontramos con Salva Reina (La lista de los deseos) que crea unos mohines y unas expresiones que reproduce durante toda la película; la actriz en alza Ana Polvorosa (Pieles) que no logra en esta película dar todo lo que es capaz; Pol Monen (Tu hijo) quizás en el papel mas gris; y Andrea Duro (Xtremo) como necesario contrapunto, pero ninguno de ellos esta especialmente inspirado.


Viendo esta película me viene a la cabeza la película británica Locke, protagonizada por Tom Hardy, que se desarrolla en el interior de un coche, pero con un solo personaje, el conductor, que interacciona con otros personajes con los que habla por teléfono. Esta película cuenta con un ritmo excelente que permite al espectador estar siempre interesado en las diferentes situaciones que se crean, algo que no ocurre con esta película del debutante Martín Cuervo.