script

CONSIGUE AQUI TUS ENTRADAS SIN COLAS...

Crítica: "Parking", por Paco España

Parking, estrenada en Filmin recientemente, es una 'rara avis' en toda regla ya que es una producción entre España, Rumanía y la República Checa, siendo los dos primeros países los que más peso tienen. La película está dirigida por Tudor Giurgiu (por el apellido ya se habrá dado cuenta que no parece haber nacido en Albacete ni en Erandio). Efectivamente, es rumano, miembro de una de las filmografías más destacadas a nivel mundial de los últimos años con ejemplos tan destacados como Cristian Mungiu, con 4 meses, 3 semanas, 2 días; Cristi Puiu, con La muerte del Sr. Lazarescu; Constantin Popescu, con Pororoca; o Radu Muntean, con Martes, después de Navidad... todos trabajos de enorme calidad. Sin ir más lejos, otro rumano, Bogdan Muresanu, con su trabajo A Chrismas gift (Cadoul de Craciun), ganó la edición 2019 del Festival de Piélagos. Rumanía es el más latino de los países de Europa del este.


Por ese motivo, su cultura e idiosincrasia se acerca mucho a la española y su narrativa conecta de un modo muy especial con la nuestra, como bien sabe mi amigo Andrei, originario de Bucarest. Tudor Giugiu, exdirector de la televisión rumana entre 2005 y 2007, nos presenta la historia de Adrián, rumano que ha venido a España a aprender español y que malvive en Córdoba vigilando los coches del concesionario más cutre que imaginarse pueda. Convive con la soledad, ya que su pareja y familia permanece en Rumania, hasta que conoce a María, una cantante de rock tan cutre como el concesionario que vigila y que transformara su vida.


Parking es un paisaje de perdedores natos que sobreviven a la vida por los chispazos que ésta les ofrece esporádicamente, pero todos transitan un camino que conduce a la catástrofe. La película funciona así, mediante chispazos durante los cuales la historia y los personajes cambian y nos introduce en tramas interesantes, pero en otros el guión sucumbe bajo 'la calor' cordobesa, manteniéndose en pie por el excelente trabajo interpretativo, especialmente de Luis Bermejo -que no deja de aparecer en estas líneas en las que alabamos sus virtudes- y de Belén Cuesta -de nuevo en un estupendo trabajo con el que esta actriz salida de la factoría de los 'Javis' se está labrando un carrera tan variada como interesante-. También aparecen, en papeles más cortos, Ariadna Gil y Manuel Bandera, además del protagonista, el desconocido para el público español Mihai Smarandache, un escalón por debajo de los dos primeros citados.